Home

El hielo de plástico.

El hielo puede ser incluso de plástico.

La empresa sevillana Xtraice fabrica pistas de patinaje con plástico ecológico, no tóxico y cien por cien reciclable · Presente en 53 países, entre sus clientes destacan EuroDisney y los Florida Panthers.

 

En el mundo se utilizan tres tipos de hielo para crear pistas de patinaje. El natural es el que se crea como consecuencia de las condiciones atmosféricas y permite que se congelen, por ejemplo, los lagos escandinavos y que sus habitantes los utilicen para patinar. En segundo lugar está el hielo artificial, que se obtiene mediante unos tubos de aluminio rellenos de agua que se congela con generadores y que supone un alto coste de energía. Por último existe una curiosa alternativa: el hielo sintético, que no es más que un compuesto plástico sobre el que se puede patinar.

 

Aunque el hielo sintético existe desde hace más de 25 años, los fundadores de la empresa sevillana Xtraice -que se dedica al hielo sintético y ecológico- lo descubrieron en IAAPA, la feria internacional de la industria de atracciones más importante del mundo y que se celebra en Orlando (Florida, EEUU). Allí se dieron cuenta de que la idea podía tener nicho de mercado y lo importaron a Europa, concretamente para vender en España, Andorra y Portugal. La experiencia fue un fracaso total: sólo vendieron dos pistas en Sevilla y el resultado no fue el esperado debido a las condiciones atmosféricas de la ciudad, que hace que el plástico se contraiga y dilate con los cambios de temperatura.

Con esta mala experiencia partieron a Canadá, para informar a la empresa Viking Ice de que su hielo sintético no funcionaba y, de paso, proponerle unas mejoras, además de advertirles que los plásticos evolucionan constantemente. La respuesta fue que en 20 años no habían cambiado el plástico con el que hacen sus pistas sintéticas y no tenían intención de hacerlo. Y una bombilla se encendió en la mente de los socios de Xtraice: el mercado era de enormes dimensiones porque el líder estaba dormido. Ahí comenzó la gran aventura.

Xtraice comenzó su andadura empresarial en 2004 y en seguida contactó con el Centro Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) y con la Universidad de Sevilla y otros centros. Obtuvo un prototipo de plástico, no tóxico y 100% reciclable -de ahí que se le denomine ecológico- sobre el que patinar que probó una persona de la Federación Española de Patinaje. Posteriormente contrataron a un doctor en química para mejorar el líquido deslizante con el que se recubre el plástico, "porque la clave del éxito está tanto en el plástico como en el lubricante", afirma Adrián Ortiz, CEO de Xtraice desde hace unos meses.

Tras años de investigación, ya este año recién inaugurado se encuentran en la segunda generación del producto, que ahora fabrican ellos -hasta hace poco lo hacían en Alemania- entre Valencia y Sevilla. En esta versión mejorada incorporan el líquido deslizante en el propio proceso de formación de las placas de plástico, "con lo que ya vienen autolubricadas", subraya Ortiz, "y así conseguimos que el cliente dependa menos de nosotros". Además, una pista de 400 m2 ahorra a la atmósfera 165 toneladas de dióxido de carbono (CO2) al día, equivalente a la energía necesaria para 300 hogares. Y todas sus pistas juntas han evitado 17.000 toneladas de emisiones de CO2.

Xtraice fabrica dos tipos de placas de plástico, una a la que denominan Pro, de mayor grosor, y la más reciente Lite, creada "para abordar el mercado doméstico en EEUU, que está desatendido". En el Este del país el deporte rey es el hockey sobre hielo y Adrián Ortiz explica que es frecuente que, en invierno, se creen improvisadas pistas con piscinas en los patios traseros de las casas. Pero en verano "esto es imposible, y para ellos hemos desarrollado esta solución low cost de nuestro producto".

Aunque inicialmente comenzaron su andadura comercial centrándose en España, la falta de "cultura del hielo" les abocó a la internacionalización. Primero acudieron a la feria alemana FSB a propuesta de Extenda y a partir de ahí, la IAAPA, donde les concedieron un premio, y la apertura de una oficina comercial en Florida. Desde diciembre de 2011 también cuentan con una sede en Uruguay, especialmente para la venta de su hielo ecológico en Brasil, "ya que los aranceles del país carioca con España son muy elevados". Pero desde Uruguay abastecerán a Centro y Sudamérica.

En la actualidad están presentes en 53 países, algunos tan pintorescos como Bermudas, e incluso "estuvimos a punto de venderle una pista a los esquimales de Alaska", exclama Ortiz. Aunque su gran cliente sigue siendo, sin lugar a dudas, EEUU.

Xtraice cuenta con un equipo de trabajo muy joven, con una media de edad que ronda los 32 años. Todos cuentan con estudios superiores, idiomas y másters, e "incluso tenemos doctorados". En cuanto a su facturación, Adrián Ortiz destaca que en 2011 ascendió a dos millones de euros, y la previsión para 2012 es de 2,8 millones, lo que supondrá un aumento de un 20% de la plantilla.

 

Fuente: Diario de Sevilla

 

 

 

 
Representadas
Please update your Flash Player to view content.
Maquinas Kugo SL
Banner
Próxima Feria
Banner
Anuncios
Banner